Estómago Misceláneos. Atlas de Video Endoscopia Gastrointestinal de El Salvador. Larga Colección de imágenes y videos de alta resolución de endoscopia gastrointestinal con casos reportados.
Atlas de Endoscopia Gastrointestinal de El Salvador.
Metástasis de Carcinoma de Ovario a Cámara Gástrica. Las metástasis de tumores de ovario a cámara gástrica son extremadamente raros los casos reportados en la literatura médica y son contados con la mano.

Secuencia Video Endoscópica 1 de 20.

Metástasis de Carcinoma de Ovario a Cámara Gástrica

 Paciente femenino de 50 años, quien presenta pérdida de
 peso nauseas, vómitos y pesadez en el epigastrio, en la
 endoscopia se encuentra una imagen inusual
 con infiltración de múltiples diminutos nódulos en forma de
 “granos de sorgo” amarillentos en el fondo gástrico así
 como en el duodeno, bulbo,
 segunda porción y tercera en forma de también
 se observan las paredes del duodeno engrosadas, al
 principio se pensó que era un linfoma pero
 las biopsias mostraron un carcinoma de origen
 metastásico, la histoquímica descarta melanoma maligno y
 cáncer mamario los cuales aunque muy raros representan
 a los dos carcinomas más frecuentes que pueden causar
 metástasis a la cámara gástrica, en la Tomografía axial
 computarizada así como la ultrasonografía mostraron
 ganglios en el mediastino así como paraáorticos, derrame
 pleura bilateral y ascitis en el piso pélvico (síndrome
 pseudo-Meigs), así como una masa irregular en el ovario
 izquierdo se palpaban ganglios supra-claviculares
 izquierdos así como en el cuello. En la laparotomía se
 encuentra una carcinomatosis difusa.

 Los casos reportados en la literatura médica de
 metástasis de tumores de ovario a cámara gástrica son
 extremadamente raros y son contados con la mano.

 Todas las imágenes endoscópicas de este atlas llevan un
 video pueden descargarse, almacenarse en la computadora
 y pueden ser usadas en presentaciones científicas.

Se observa en el fondo gástrico engrosamiento de las paredes así como múltiples diminutos nódulos amarillentos.    Las metástasis en el estómago son raras. La incidencia es de un 2% en pacientes con cáncer conocido. El tumor primario más frecuente es el melanoma, seguido por el cáncer de pulmón y el de mama. Otros menos frecuentes incluyen: testículo, tiroides, cérvix, útero, ovario y páncreas.

Secuencia Video Endoscópica 2 de 20.

 Siembras de Metástasis de Carcinoma de Ovario a
 Cámara Gástrica Estadio IV.

 Se observa en el fondo gástrico engrosamiento de las
 paredes así como múltiples diminutos nódulos amarillentos.

 Las metástasis en el estómago son raras. La incidencia es
 en pacientes con cáncer conocido. El tumor
 primario más frecuente es el melanoma, seguido por el
 cáncer de pulmón y el de mama. Otros menos frecuentes
 incluyen: testículo, tiroides, cérvix, útero, ovario y
 páncreas.

 Las metástasis gastrointestinales extrahepáticas del
 cáncer de mama son poco frecuentes. Metastatiza
 al estómago por vía hematógena

 La mayoría de las lesiones se encuentran en la submucosa
 formando nódulos circunscriptos o placas. Si la lesión es
 agresiva, la masa puede infiltrar la pared.

 Aunque el cáncer de mama metastatiza con mayor
 frecuencia en ganglios linfáticos, hueso, pulmón e hígado,
 también se puede extender hacia el tracto gastrointestinal,
 peritoneo y órganos ginecológicos.

 La carcinomatosis peritoneal secundaria al carcinoma de
 mama es infrecuente, y cuando aparece suele relacionarse
 con el carcinoma lobulillar infiltrante. Los síntomas son
 inespecíficos y pueden aparecer varios años después de la
 detección del tumor primario, de ahí que resulte
 tremendamente difícil diferenciar entre un tumor primario
 de la cavidad peritoneal y metástasis de un carcinoma de
 mama.

En el bulbo duodenal se observa más acentuada la imagen con múltiples diminutos nódulos amarillentos comparada con la del fondo gástrico.

Secuencia Video Endoscópica 3 de 20.

 En el bulbo duodenal se observa más acentuada la imagen
 con múltiples diminutos nódulos amarillentos comparada
 con la del fondo gástrico.

 

  • 90% Ca de ovario son epiteliales
  • Aproximadamente el 25 % de los tumores ovaricos son malignos y la probabilidad de malignidad aumenta con la edad.
  • 75-80% Serosos
  • Las metastasis en el ovario de otros canceres: Tracto gastrointestinal, mama y endometrio, suponen más del 20% de los tumores malignos de ovario.

 

La segunda porción del duodeno.

Secuencia Video Endoscópica 4 de 20.

La Segunda Porción del Duodeno

 Estadio III cáncer de ovario: Afecta uno o ambos ovarios
 con implantes peritoneales fuera de la pelvis y/o ganglios
 retroperitoneales positivos, metástasis hepáticas
 superficiales, extensión maligna al intestino delgado y/o
 epiplón demostrado histológicamente.

 IIIa- Tumor microscópicamente limitado a la pelvis
 verdadera, con ganglios negativos pero con siembras
 microscópicas en las superficies peritoneales.

 IIIb- Tumor en uno o ambos ovarios, ganglios negativos e
 implantes peritoneales los cuales no superan los 2 cm de
 diámetro.

 IIIc- Implantes abdominales de 2 cm de diámetro y/o
 ganglios retroperitoneales o inguinales positivos.

 Estadio IV: Metástasis a distancia, si hay derrame pleural
 los resultados de las pruebas citológicas tienen que ser
 positivas, las metástasis en el parénquima hepático
 equivalen a un estadio IV.

 

Las paredes del duodeno están engrosadas.

Secuencia Video Endoscópica 5 de 20.

Las paredes del duodeno están engrosadas

 Hay otros exámenes que actualmente están siendo
 estudiados para la detección temprana del cáncer ovárico.
 Uno es un examen de sangre que busca una proteína
 llamada CA-125. CA-125 es una proteína que se desprende
 de las células ováricas dañadas y frecuentemente está
 elevada en el cáncer del ovario. Hay unos pocos problemas
 con el uso del examen CA-125 como un examen de
 detección temprana. Se encuentra elevado en muchas
 otras enfermedades, además del cáncer del ovario,
 incluyendo otros cánceres, endometriosis, fibromas,
 menstruación, colitis, diverticulitis, pancreatitis, lupus y
 infamación de la capa del pulmón o corazón. Solo 50% de
 los cánceres del ovario de etapa temprana causan una
 elevación en el CA125, y los tumores del ovario
 no-epiteliales no producen el CA125.

 Una posible forma de usar el CA-125 para la detección
 temprana del cáncer del ovario es chequearlo y después
 re-chequearlo 6 meses más tarde. Si hay una elevación
 drástica durante este tiempo, entonces es una mayor
 sugestión de cáncer del ovario. La preocupación es que
 muchas pacientes sin cáncer del ovario tendrán niveles
 altos de CA-125 y necesitarán más exámenes sin
 necesidad (que muchas veces significa ir a cirugía sin
 necesidad). Puede ser peligroso enviar muchas mujeres a
 cirugía innecesariamente, por lo tanto, necesitamos un
 examen que sea más específico para el cáncer del ovario
 antes de que sea recomendado como método de detección
 temprana para la población general.

 Otro método investigativo para la detección temprana de
 cáncer del ovario es la ultrasonografía transvaginal.

 Un examen de orina que identifica los niveles de una
 proteína llamada Bcl-2 está en estudios clínicos tempranos.
 Los investigadores han encontrado que esta proteína
 estaba 10 veces más alta en mujeres con el cáncer del
 ovario cuando comparadas a individuales en buena salud y
 aquellas con enfermedad del ovario benigna. En estudios
 tempranos, el examen detecto 92% de los cánceres del
 ovario
.

Acercamiento a la mucosa del fondo endoscopia con magnificación.  Hay múltiples nódulos color amarillo en forma de en forma de ?granos de sorgo?.

Secuencia Video Endoscópica 6 de 20.

Acercamiento a la mucosa del fondo endoscopia con magnificación.

Hay múltiples nódulos color amarillo en forma de en forma de “granos de sorgo”.

 Tumores de ovario son derivados de células epiteliales y
 ocurren entre las edades de 40 y 65 años, los cánceres de
 ovario se diseminan comúnmente a lo largo de la cavidad
 peritoneal por exfoliación de las células y la diseminación
 a la pelvis y ganglios para-aórticos es observado en fases
 avanzadas. Diseminación hematológica al diagnóstico es
 raro solo el 2 al 3 % de los pacientes tienen metástasis a
 pulmón o hígado.

Linfoma+xz7

Secuencia Video Endoscópica 7 de 20.

 El ultrasonido muestra ganglios para-aorticos agrandados
 y perigástricos 

Linfoma+xz8

Secuencia Video Endoscópica 8 de 20.

 En este video se observa por ultrasonografía la vena
 cava, la aorta y adenopatías, se observa la aorta y la vena
 cava.

Linfoma+xz9

Secuencia Video Endoscópica 9 de 20.

 Se observa el hígado y derrame Pleura izquierdo

Se observa el útero y liquido libre (ascitis).

Secuencia Video Endoscópica 10 de 20.

 Se observa el útero y liquido libre (ascitis).

Linfoma+xz11

Secuencia Video Endoscópica 11 de 20.

 En esta imagen y el video no muestra metástasis hepática

 Derrame Pleural Izquierdo.

Secuencia Video Endoscópica 12 de 20.

 Derrame Pleural Izquierdo

Se observa el diafragma, liquido peri-esplenico el bazo y derrame pleural izquierdo. El síndrome de Meigs se define como la presencia de ascitis e hidrotórax asociados con un tumor benigno de ovario. Después de la resección del tumor, se observa una rápida resolución de la acumulación de líquido El síndrome se asocia, generalmente, con un fibroma, un tecoma o un tumor de Brenner También se ha descrito asociado con tumores de las células granulosas, teratomas (específicamente el tipo estruma), tumores de Krukengerb y papilomas de las trompas de Falopio. El tumor de las células de la granulosa es, sin embargo, un tumor con bajo grado de malignidad .Si los mismos signos se asocian con tumores malignos,la enfermedad se denomina síndrome pseudo-Meigs. Elconocimiento del síndrome de Meigs tiene una importancia clínica considerable, debido a que los resultados de untumor de ovario, ascitis y líquido pleural, generalmente, se interpretan como indicativos de malignidad ovárica, conmetástasis peritoneal y pleural. El síndrome se llama así gracias a Joe Vincent Meigs (1892-1963), profesor de Ginecología de la Facultad de Medicina de Harvard Meigs primero hizo referencia al síndrome en 1934, describiendo tres casos en su libro "tumores de los órganos pélvicos femeninos" .

Secuencia Video Endoscópica 13 de 20.

 Se observa el diafragma, liquido peri-esplenico el bazo y
 derrame pleura izquierdo

 El síndrome de Meigs se define como la presencia de
 ascitis e hidrotórax asociados con un tumor benigno de
 ovario. Después de la resección del tumor, se observa una
 rápida resolución de la acumulación de líquido El síndrome
 se asocia, generalmente, con un fibroma, un tecoma o un
 tumor de Brenner También se ha descrito asociado con
 tumores de las células granulosas, teratomas
 (específicamente el tipo estruma), tumores de Krukengerb
 y papilomas de las trompas de Falopio. El tumor de las
 células de la granulosa es, sin embargo, un tumor con bajo
 grado de malignidad. Si los mismos signos se asocian con
 tumores malignos, la enfermedad se denomina síndrome
 pseudo-Meigs. El conocimiento del síndrome de Meigs
 tiene una importancia clínica considerable, debido a que los
 resultados de un tumor de ovario, ascitis y líquido pleural,
 generalmente, se interpretan como indicativos de
 malignidad ovárica, conmetástasis peritoneal y pleural. El
 síndrome se llama así gracias a Joe Vincent Meigs
 (1892 -1963), profesor de Ginecología de la Facultad de
 Medicina de Harvard Meigs primero hizo referencia al
 síndrome en 1934, describiendo tres casos en su libro
 "tumores de los órganos pélvicos femeninos"

Un detalle a gran aumento de invasión epitelial maligna

Secuencia Video Endoscópica 14 de 20.

Biopsias Endoscópicas

 Un detalle a gran aumento de invasión epitelial maligna

 

 Duodeno con infiltración tumoral

Secuencia Video Endoscópica 15 de 20.

 Biopsias Endoscópicas

 Duodeno con infiltración tumoral

 

 Nido epitelial maligno en vellosidad duodenal

Secuencia Video Endoscópica 16 de 20.

 Biopsias Endoscópicas

 Nido epitelial maligno en vellosidad duodenal

 

Otro detalle de la infiltración tumoral al duodeno

 Secuencia Video Endoscópica 17 de 20.

Biopsias Endoscópicas

 Otro detalle de la infiltración tumoral al duodeno

 

 Otra vista de metástasis al duodeno.

Secuencia Video Endoscópica 18 de 20.

 Biopsias Endoscópicas

 Otra vista de metástasis al duodeno

 

Linfoma+xz19

Secuencia Video Endoscópica 19 de 20.

 

Linfoma+xz20

Secuencia Video Endoscópica 20 de 20.